Geraldo Perdomo ansioso por unirse a las Águilas Cibaeñas y estar en la rivalidad de LIDOM

geraldo-perdomo-ansioso-por-unirse-a-las-aguilas-cibaenas-y-estar-en-la-rivalidad-de-lidom

SANTIAGO. – Geraldo Perdomo está ansioso de vivir la rivalidad de la pelota dominicana y
el cambio a las Águilas Cibaeñas le ha caído como “anillo al dedo”.
“Sé que estoy llegando a un equipo de mucha tradición, con un núcleo de jugadores
veteranos, con los que me va a agradar jugar y conocerlos y aprender de ellos “, dijo
Perdomo al staff de prensa aguilucho.
Se declaró admirador de “El Guerrero” Yunesky Maya y de Zoilo Almonte, dos veteranos
de gran valía en el equipo amarillo.
“Me gustaría jugar campocorto para defender y ayudar a Yunesky Maya, y ser compañero
de Zoilo Almonte y un grupo de veteranos que me gustaría conocer y jugar con ellos”
expresó.
Indicó además que cuando Ángel Ovalles le llamó para decirle del cambiado “me dio
mucha alegría, porque tengo planes de jugar desde el día cero”.
“Voy a entrar a la rivalidad de Águilas y Licey, en mi familia, siempre hemos vivido eso de
nuestra pelota, ahora le he dicho a todos que se pongan la gorra aguilucha”, dijo sonriente.
“Y vengo porque quiero adquirir la mayor experiencia que pueda, quiero ver más pitcheo.
En la pelota dominicana puedo encontrar más rompientes, un César Valdez y Maya, que te
dibujan el home play, también unos cuantos tigres que tiran 100 millas.
“Siempre he escuchado de jugadores que vienen a la Liga que la experiencia de jugar en la
pelota dominicana ayuda al desarrollo de uno como pelotero, de eso no tengo dudas.”
Al cuestionarse sobre la presión que ejerce la rivalidad en LIDOM entre los jugadores,
afirma tener “sangre de maco”, fría. Me gusta estar en ambiente de presión ahí es cuando
tu muestra la calidad de jugador que eres”.
"Espero con ansias estar allá con ustedes Quiero sentir ese amor de la fanaticada de las
Águilas Cibaeñas, quiero sentir esa comodidad como pelotero", indicó
Perdomo, que llegó en cambio por Danny Santana desde los Toros del Este, precisa que
“me voy a enfocar en la caja de bateo. Dios me ha dado un talento y pienso aprovecharlo”.
En cuanto a la defensa explica “tengo un don, yo a veces me sorprendo, hay bolas que
quizás muchos campos cortos se tienen que tirar para atraparla, yo

Compartir