El gasto mensual en medicamentos de un adulto mayor, dependiendo de su condición médica, puede alcanzar los RD$25,000. Senasa tiene afiliadas 546,982 personas de 65 años o más.

Aunque los servicios médicos domiciliarios, sobre todo de visitas médicas, cuidados de enfermería y toma de muestras de laboratorio, se han ido incrementando en el país a nivel privado y la demanda crece, su acceso deja fuera a la mayoría de la población envejeciente, debido a los costos que encierra.

Una consulta médica en el hogar pude superar los RD$3,000, mientras el servicio permanente de enfermería nunca es menor de RD$20,000 mensuales, dependiendo la condición del envejeciente.

Una enfermera para los cuidados nocturnos cobra RD$1,000 por noche y en el diurno entre RD$500 y RD$600, de acuerdo a datos ofrecidos por personas que pagan esos servicios. En caso de requerir los servicios de una enfermera para canalizar a un envejeciente que está en cama en el hogar, el costo de ese servicio ronda entre RD$800 y RD$1,000.

A esto se suma el costo por el uso de pañales desechables, en muchos casos, y de alimentos especiales.

Muy tímidos
A nivel público, los servicios médicos domiciliarios son tímidos, aunque las autoridades del Consejo Nacional de la Persona Envejeciente (Conape) aseguran que se hacen esfuerzos al respecto y que en este campo se han capacitado 600 personas. Entre los planes geriátricos de salud del organismo figuran el lograr que el Servicio Nacional de Salud (SNS) tenga en cada hospital una unidad de servicios de ese tipo y crear condiciones para trasladar al adulto mayor al hospital, sólo en caso que sea necesario.

Costo
MEDICINAS
Al costo de la atención médica se suma la cobertura de medicamentos, ya que la vejez no sólo encierra disminución de fuerzas y pérdidas de habilidades físicas, sino que trae consigo enfermedades que obligan al adulto mayor a utilizar hasta 10 medicamentos distintos diarios. Alzheimer, Parkinson, hipertensión, diabetes, depresión, enfermedades respiratorias y cardíacas, son sólo algunas de ellas, por lo que un envejeciente puede consumir en medicina entre RD$20,000 y RD$25,000 al mes.

DESDE VILLA
Cita médica
Los 97 años recién cumplidos no han doblegado la capacidad de José Castillo para trasladarse solo desde Villa Altagracia hasta el hospital Gautier, donde atiende sus quebrantos de salud desde que empezó a trabajar en el Consejo Estatal del Azúcar, por cuya pensión aún espera.

Tiene ronquera por problemas de garganta, pero eso no le impide hablar, hacer chistes y tomar un autobús desde Villa Altagracia hasta el kilómetro 9 de la autopista Duarte y de ahí otro hasta el hospital. Tiene 14 hijos y respondió con un “uuu” cuando se le preguntó por la cantidad de nietos y biznietos, pero dice sentirse muy querido por cada uno de sus familiares.

Gracias al Listín por hacer visible esta dificultad que afecta a tantas familias dominicanas”. Johanna familiar de envejeciente