LOS EMPRESARIOS BUSCAN EVITAR SER VÍCTIMAS DE ROBOS Y ASALTOS

Ante la ocurrencia constante de actos delictivos en el país, la demanda de los empresarios para adquirir los servicios de seguridad privada y evitar ser víctimas de robos y asaltos ha aumentado en los últimos meses en un 83%, reveló ayer el director ejecutivo de la Superintendencia de Seguridad Privada, general de brigada Amílcar Fernández Tejada.

“Estos resultados se demostraron en un levantamiento de inteligencia que realizamos a nivel nacional sobre la situación actual de la Seguridad Privada. El estudio determinó que principalmente el empresariado se ha inclinado por utilizar más seguridad privada que pública, y que el crecimiento que ha tenido es de un 83%”, explicó Fernández Tejeda.

El Superintendente de Seguridad, quien habló después de participar en la conferencia “Rol de la seguridad privada y su importancia en la sociedad”, realizada en el Ministerio de Defensa, manifestó que el estudio se complementó con un análisis científico que analizó todas las variables que inciden en la seguridad privada del país, que arrojó, además, que la mayor inversión realizada por el empresario para seguridad es en servicios tecnológicos.

“La demanda ha aumentado bastante y con los aprestos que está haciendo la superintendencia conjuntamente con el empresariado de la seguridad privada, estamos listos para desarrollar un plan para sanear toda la seguridad privada en el país, para que sea una carrera digna para los prestadores de este servicio”, precisó.

Reveló que a pesar del incremento de un 83% del empresariado en contratar seguridad privada, la ciudadanía, residencias y demás, utilizan seguridad privada informal, “o sea, buscan personas informales que no están reguladas y no pertenecen a una empresa de seguridad privada” Indicó que hay empresas que utilizan los servicios de extranjeros indocumentados y que esa situación se debe regular.

(+)
CONSENSO PROYECTO LUEGO DE OCHO AÑOS
De su lado, el presidente de la Comisión de Defensa y Seguridad Nacional del Senado, el senador de Elías Piña Adriano Sánchez Roa, explicó que el anteproyecto de ley de Seguridad Privada está prácticamente consensuado después de tener ocho años en el Senado.

“En ocasiones se llegó a aprobar, pero ya en la Cámara de Diputados, ahora con el accionar del general Amílcar Fernández hemos logrado mayor participación de los que tienen que ver con el anteproyecto. La versión nueva que fue consensuada con todos los actores se sometió en enero y van a tener como límite todo este año para ser aprobado”, dijo.

Precisó que el anteproyecto no está consensuado en las cosas que hay que aplicar, como por ejemplo la edad mínima y máxima para ser seguridad privada, porque no puede haber, según dijo, personas de 70 años ofreciendo esos servicios, y tampoco a una persona trabajando 18 horas y se le debe aplicar un salario digno.